miércoles, 19 de diciembre de 2012

Sirenas. Canción de Mar I, de Amanda Hocking

El encanto de una sirena puede llegar a ser mortal.
Con Sirenas leo por primera vez a Amanda Hocking, una autora que, para bien o para mal, se ha hecho muy popular últimamente. En poco más de un año se han publicado en español ocho de sus libros, entre los que se encuentran la trilogía Tierra de Magia, y la incompleta saga Lazos de sangre. No es de extrañar que sintiera cierto interés por sus historias, aunque las reseñan no hablaban muy bien de ellas. Sin embargo, Sirenas me llamó la atención especialmente, ya que no solo es uno de sus libros mejor valorados, sino que trata un tema no muy trillado. Así que ya puedo decir que he leído a Amanda Hocking. Y, curiosamente, la experiencia no ha sido mala.
Aunque pueda tener ciertos prejuicios contra la autora  —me parece una falta de respeto a sus seguidores que deje inacabada una de sus series—, debo decir a su favor una cosa, y es que en sus libros, Hocking no tiene muchas pretensiones; sabe que no van a hacer Historia, por lo que se limita a entreteneros. Y eso lo consigue con creces. Hay otros autores sueltos que se las dan de gurús de la literatura juvenil, y eso me saca de mis casillas.
Así que en Sirenas encontramos una historia muy entretenida que acierta en muchos aspectos. En primer lugar tenemos el tema de las sirenas, del que aún podemos decir que no estamos saturados. Ya llegará esa moda, como siempre ocurre. Hocking trata el tema bastante bien, presentándonos unos seres muy fieles a las leyendas mitológicas que todos hemos escuchado alguna vez. La autora también aporta detalles de su propia imaginación para terminar de construir a estos seres, y me ha gustado el resultado final.
Por otro lado, como libro introductorio me ha parecido perfecto. Aunque la primera parte se hace algo lenta, el problema se plantea a su debido momento, y el desarrollo es aceptable. El final, por su parte, no me lo esperaba del todo, aunque cumple con su función de dejar intrigado al lector para leer la segunda parte.
Con todo y con ello, Sirenas hace aguas —qué divertido soy— en otros aspectos. De los personajes consiguen salvarse un par. La protagonista, Gemma, se hace insufrible a lo largo de toda la novela. Tampoco me he creído su romance con Álex. Ni siquiera el trío de sirenas me ha llegado a convencer, pero sí espero mucho de ellas en las próximas novelas, que sorprendentemente pienso leer.
En cualquier caso, esta primera parte de Canción de Mar, una serie que se compondrá previsiblemente de cuatro libros (Lullaby, Tidal y Elegy son los tres restantes) consigue su propósito de entretener, que es todo lo que esperaba de ella. Continuaré la serie, y espero que vaya mejorando a cada libro. Por lo pronto, Lullaby, el segundo libro, se ha publicado hace muy poquito, y las críticas lo ponen mejor que el primero. 

domingo, 16 de diciembre de 2012

Mis imprescindibles del 2012

Otro año más que toca a su fin. Un año lleno de lecturas, tanto buenas como malas. Personalmente, he leído algo menos que el año pasado, pero estoy muy contento con las historias que me han acompañado a lo largo de estos doce meses. Además, en verano conseguí leer unos ocho libros por mes, lo que engorda un poco más la estadística final. Normalmente suelo leer la mitad, a no ser que esté extraordinariamente desocupado —lo que, para mi desgracia, no suele ocurrir—. En esta entrada quiero recopilar esos libros que me han encadilado especialmente. Será una lista de ocho libros, ya que con cinco no tendré bastante. No os dejéis guiar por el orden, ya que todos se llevaron la misma puntuación —la máxima—, aunque sí es cierto que algunos me dejaron una huella más profunda. El único orden que seguiré será cronológico. Empecemos, pues. 
1. Laila Winter y las Arenas de Solarïe.

Este es el único que no es novedad de este año. Fue mi primera lectura de este 2012, una manera inmejorable de empezar el año. La historia de Laila Winter me pareció de lo más completa. Es, en general, un libro que contiene todos los ingredientes para convertirse en todo un fenómeno de masas. Excepto esa portada, claro. A pesar de lo fascinado que quedé, aún no he tenido el placer de continuar la saga, pero ahora que escribo estas líneas me apetece más que nunca reencontrarme con Laila Pelomoco. Y creo que lo haré muy pronto. 


2. Despierta. Across the Universe I.

Otro libro que no dejo de recomendar, si bien es cierto que no es de esos libros que sabes a ciencia cierta que otras personas amarán tanto como tú. A mí me fascinó, y de la misma manera lo ha hecho su segunda parte, por lo que esta trilogía ha entrado de cabeza a mis favoritos, no solo del año, sino de siempre. Lo que más me gustó fue que se salía por completo de lo que se suele leer en literatura juvenil. Tiene un argumento muy original y una trama de lo más adictiva. Completamente recomendado. 



3. Hija de humo y hueso. 

Y si hablamos de libros originales, es imposible no otorgarle un puesto a la novela de Laini Taylor. Sencillamente me encantó. Es una novela muy bien escrita, con unos personajes inolvidables —Karou, Akiva... ¡os echo de menos!— que sentaba las bases de lo que puede llegar a ser una trilogía é-pi-ca. Temo que Alfaguara no se decida a publicar Days of Blood and Starlight, que ha recibido críticas tan buenas como esta primera parte. Me muero por leerlo. 


4. Hermoso caos. 

Sí, me confieso fanático de la saga de las Dieciséis Lunas, y no me avergüenza reconocerlo. Todos recordamos el gran batacazo que se llevó Hermosas criaturas en cuanto a críticas se refiere. Sin embargo, a mí me fascinó. Como libro introductorio, pecaba de ser demasiado introductorio, lo reconozco. Pero Hermosa oscuridad fue genial, y Hermoso caos... ÉPICO. Con un final de infarto. Ahora toca sufrir porque desde Espasa no dan noticias sobre Hermosa redención. Bueno, de hecho, he oído que planean publicarlo a finales del año que viene. Yo espero que la película cause algo de revuelo en nuestro país, para que así agilicen la publicación del desenlace de esta saga.

5. Príncipe mecánico.

No podía faltar un libro de Cassandra Clare en esta lista. Con este libro se reafirmó que Clare es un auténtico genio, ya que ha conseguido incluso superar a la saga original. Mientras que la segunda parte de la hexalogía Cazadores de sombras ha flojeado con respecto a la trilogía inicial, Los Orígenes está siendo una serie inmejorable, que con dos libros ha sentado las bases para lo que será un desenlace inolvidable. Y lacrimógeno, como la autora ha anunciado. Aún quedan unos meses para la publicación de Princesa mecánica, que será la próxima publicación de Clare, pero yo ya me estoy quedando sin uñas. 

6. Bajo la misma estrella. 

Con este libro se rompe un poco la tónica de fantasía de los anteriores libros. Bajo la misma estrella me llegó muy hondo. Tanto, que lo releí unos pocos meses después. Tanto, que me llevó a leer otras obras del autor (Looking for Alaska y Paper Towns). Y qué decir de él. Es un auténtico maestro a la hora de involucrarnos en sus historias. Quise seguir leyendo más libros suyos —al fin y al cabo, su bibliografía no es demasiado extensa—, pero el verano llegó a su fin y, con él, mi tiempo disponible. Me sigo quedando con Bajo la misma estrella, aunque los otros dos libros que leí de él se han disputado duramente un puesto en esta lista.


7. Promesa de sangre. 

La cuarta parte de Vampire Academy se hizo mucho de rogar, pero finalmente Alfaguara accedió —bajo amenaza— a seguir publicando esta maravillosa saga, de la misma manera que espero que no detengan su publicación con este título. Ruego a todos los dioses de Idhún que nos traigan Spirit Bound y Last Sacrifice. OS LO RUEGO. Para ser fieles a la realidad, en su reseña no le di la máxima nota, aunque por muy poquito. Sin embargo, me parecía ofensivo no incluirlo en esta lista que, al fin y al cabo, reúne mis mejores lecturas de este año. Y Promesa de sangre es una de ellas. 

8. Un beso en París. 

Como no podía ser de otra forma, esta novela que tanto furor ha causado en la blogosfera, se lleva sin dudarlo el último puesto de esta lista, y lo hace por méritos propios. Lo que Stephanie Perkins me hizo sentir con su primera novela publicada es difícil de explicar con palabras. Un beso en París se te mete en la cabeza y llega a ser una obsesión. Sencillamente se la recomiendo a todo el mundo, ya que es una de esos libros aptos para todo el mundo que quiera dibujar una sonrisa en sus caras durante cuatrocientas páginas. Ahora toca esperar por Lola y el chico de al lado, cuya publicación se ha confirmado para el año que viene. Muchas, pero que muchas ganas. 


Otros libros que no han conseguido entrar en la lista, aunque por muy poco, son I'll Be There, Memorias de un amigo imaginario, La lección de August, El Círculo o, como ya he mencionado, el resto de libros que he leído de John Green. Espero que el próximo año esté a la altura de este en cuanto a buenas lecturas.


viernes, 14 de diciembre de 2012

Desconexión, de Neal Shusterman

¿Qué harías si decidieran desconectarte?
Neal Shusterman es un autor de renombre en cuanto a literatura juvenil, cuyas novelas son garantía de éxito y calidad. En España podemos disfrutar de la trilogía Everlost —que también edita Anaya—, pero yo tenía muchas más ganas de este libro en concreto, ya que he leído reseñas muy buenas acerca de él. Pues bien, Desconexión ha resultado ser todo lo que esperaba: una novela muy bien construida, con una trama interesantísima y un desarrollo repleto de acción.
Tras un prolongado y sangriento conflicto conocido como Guerra Interna, se aprobó un conjunto de enmiendas conocido como Tratado Vital. En él, se establecía que la vida humana es inviolable desde el momento de la concepción hasta que el niño en cuestión alcanza los trece años. Sin embargo, los padres de ese niño tienen hasta los dieciocho años para decidir si desconectarlo o no. La desconexión es un proceso quirúrgico que permite abortar la vida del sujeto, sin que este llegue a morir del todo. Mediante este proceso se despieza al individuo —sí, sé que suena desagradable—, de manera que todos sus órganos puedan aprovecharse y reimplantarse en otros ciudadanos. 
Es en esta sociedad donde viven nuestros tres protagonistas: Connor, Lev y Risa. Tres chicos que, de pronto, se ven de cara a la desconexión, aunque cada uno tiene una opinión bien diferente sobre esta práctica. Por un lado tenemos a Connor, que descubre que sus padres han firmado el documento por el que deciden desconectar a su hijo. Connor no les revela a sus padres que ha encontrado dicho documento, y lo mantiene en secreto hasta que decide escapar del destino que han decidido por él. La situación de Risa no es del todo distinta. Es una chica huérfana a la que deciden llevar al estado diviso —un eufemismo para referirse a la desconexión— para hacer sitio en la Casa Estatal donde vive. Por último tenemos a Lev, el más joven de los tres, y el más familiarizado con la desconexión, ya que siempre ha sabido que su destino sería ese. Sus padres son de creencia ortodoxa, y lo eligieron a él para ser el diezmo, lo que significa que de todos sus hijos, es Lev quien carga con el honor de ser la ofrenda a Dios. Por cuestiones azarosas, los tres chicos ven interrumpido su camino hacia su macabro destino para encontrarse de forma violenta. Desde ese momento, unirán sus fuerzas para escapar de un destino que otras personas han elegido por ellos.

El planteamiento de Desconexión me ha convencido, si bien tras la lectura de los primeros capítulos me esperaba lo peor. Es un comienzo repleto de acción que presenta de forma directa a los personajes con sus circunstancias personales, pero no terminaba de creérmelo. Sin embargo, el complejo mundo de Desconexión no se conoce de golpe, sino a base de pequeñas pinceladas que, finalmente, componen un mosaico creíble y terrorífico. Shusterman no busca el simple entretenimiento, sino que va más allá y se plantea cuestiones tan importantes como el propio valor de la vida. Gran punto a su favor, ya que este trasfondo hace que Desconexión no sea una distopía al uso.

Sin embargo, esta novela también tiene sus fallos. En primer lugar, tenemos a unos protagonistas que tras cuatrocientas páginas siguen siendo bocetos sin ninguna profundidad. Lo curioso es que hay algunos secundarios que en muchas menos páginas consiguen transmitir mucho más. Es el caso de Cyfi, un chico muy peculiar que arrastra consigo un conflicto interno, y nunca mejor dicho.

A pesar de esos peros, la descabellada idea de Desconexión consigue salvarse con nota. Es una novela repleta de acción, con un desarrollo de notable y un mensaje escondido que nos invita a reflexionar sobre cuál es el verdadero valor de la vida. Además, el final es impresionante. Y lo mejor es que, aunque pertenece a una trilogía, puede considerarse un libro independiente, ya que el siguiente título, UnWholly, cuenta con otro protagonista, aunque la historia parece estar ambientada en el mismo mundo.

viernes, 7 de diciembre de 2012

Tan cerca (Across the Universe II), de Beth Revis

Eres la pieza de un puzle, pero puedes decidir no encajar en él. 


Despierta ha sido una de mis mejores lecturas de este año, recomendado hasta la saciedad por la originalidad de su trama y la buena pluma de su autora, que nos embarcó en la Fortuna, una nave que despegó hace cientos de años con destino a Tierra Centauri, un nuevo e inexplorado planeta que reunía todos los requisitos indispensables para ser habitable. En esa primera parte conocimos el complejo funcionamiento de la nave, además de las curiosas costumbres de los habitantes de la Fortuna. También conocimos a los narradores de la historia, Amy y Elder, dos puntos de vista completamente opuestas, el de una chica que procede de la Tierra —o de Tierra Solar, tal y como la conocen los tripulantes de la nave—, y el del aspirante a líder de la Fortuna, una vez que Eldest muera. Sin duda, Despierta fue una introducción a la trilogía Across the Universe de sobresaliente, que me cautivó de principio a fin. La duda se me planteaba con esta segunda parte, pero Tan cerca ha resultado ser una continuación muy buena. 
Reseña libre de spoilers.
El final de Despierta dejaba en el aire muchas incógnitas de cara a la segunda parte. En ese sentido, Tan cerca ha cumplido de sobra, ya que en este libro se resuelve gran parte del misterio que envuelve a la Fortuna. Es un libro de revelaciones, donde se aclaran muchas cuestiones importantes acerca del viaje a Tierra Centauri, y donde vemos a los personajes principales en una tesitura complicada. Han pasado tres meses desde los sucesos acaecidos en el desenlace de Despierta, y tanto Amy como Elder se ven obligados a lidiar con nuevas y duras complicaciones. Me ha resultado interesantísimo el papel que ambos personajes han jugado en Tan cerca, especialmente el de Elder, aunque no desmerezco la trama propia de Amy, que es fundamental al fin y al cabo para el desarrollo de los hechos. 
Apenas se introducen personajes nuevos, pero sí que descubrimos la cara oculta de algunos viejos conocidos. En este aspecto, Tan cerca consigue ser mucho menos predecible que la primera parte, donde apenas me llevó trabajo descubrir el misterio que se planteaba. Esta segunda parte juega con el factor sorpresa, y en mi caso me ha dejado con la boca abierta en más de una ocasión. Lo que sí debo decir es que me hicieron falta unos pocos capítulos para situarme, pero Revis hace un buen trabajo a la hora de refrescarnos la memoria. 
Si el desenlace de Despierta fue sorprendente, el de Tan cerca lo es aun más, y deja la puerta abierta a Shades of Earth, un libro que promete ser muy diferente de los otros dos —cuando leáis el segundo libro entenderéis por qué—, pero no menos interesante. Debo confesar también que no me convencía la traducción que habían hecho del título —el original se llama A Million Suns—, pero una vez leido entiendo perfectamente el porqué de la elección de este título. Y ahora me encanta. 
En definitiva, Tan cerca está al nivel de la primera parte, y no pierde un ápice de calidad con respecto a ella. Esta serie se ha ganado un lugar privilegiado en mi estantería, y lo ha hecho por méritos propios. Eso sí, temo que la última parte no sea satisfactoria, aunque también confío en Beth Revis, y espero que Shades of Earth —cuya portada oficial no es la que se muestra a la derecha, sino otra mucho menos acorde con el diseño de las anteriores— consiga poner el broche de oro a una trilogía muy buena.
Tan bueno como Despierta

lunes, 3 de diciembre de 2012

Hoy no es un día cualquiera, no...

...queridos hechiceros, ¡hoy es el cumpleaños de Javier, el administrador principal de este blog! Hoy mi querido compañero cumple sus dos primeras décadas. ¡TODO EL MUNDO A FELICITARLE! :)


¡QUE CUMPLAS MUCHÍSIMOS MÁS!

sábado, 1 de diciembre de 2012

Estoy leyendo: Trono de cristal, de Sarah J. Maas

Sinopsis:
Un corazón de hielo. Una voluntad de acero. Te presentamos a una asesina. Te presentamos a Celaena Sardothien. Bella. Letal. Destinada a la grandeza. En las tenebrosas minas de sal de Endovier, una muchacha de dieciocho años cumple cadena perpetua. Es una asesina profesional, la mejor en lo suyo, pero ha cometido un error fatal. La han capturado. El joven capitán Westfall le ofrece un trato: la libertad a cambio de un enorme sacrificio. Celaena debe representar al príncipe en un torneo a muerte, en el que deberá luchar con los asesinos y ladrones más peligrosos del reino. Viva o muerta, Celaena será libre. Tanto si gana como si pierde, está a punto de descubrir su verdadero destino. Pero, ¿qué pasará entretanto con su corazón de asesina?

No tenía pensado empezar tan pronto Trono de cristal, pero la entusiasta reseña de mi compañera Aineric en su otro blog me ha terminado de convencer para darle una oportunidad. Debo decir que, en principio, me recuerda un poco a La Secta de los Asesinos, por eso de que la protagonista es una de las mejores asesinas del mundo, además de por la ambientación medieval. Sin embargo, llevo muy poquito, apenas 50 páginas, por lo que no me pronunciaré aún sobre qué me está pareciendo. ¡Ya os contaré! 

jueves, 29 de noviembre de 2012

Øbliviøn II. Tormenta de estrellas, de Francesc Miralles

El amor es un virus extraterrestre.
Admiro profundamente a Francesc Miralles. Me encantan sus historias, ya que si por algo destacan es por su originalidad. Con su peculiar bilogía Retrum, me ganó del todo. Sin embargo, la primera parte de esta nueva trilogía no llegó a convencerme. Y después de leer Tormenta de estrellas, me reafirmo en lo dicho. Si bien es una historia que se devora en una tarde, lo cierto es que no consigo conectar con los personajes ni la particular trama que se nos presenta. Afortunadamente, Øbliviøn II aclara muchas incógnitas que quedan en el aire en Un cielo tras otro, y sirve como buen puente para conectar la primera parte con su esperado desenlace.  
Primera parte
Tras su estancia en la capital, Sasha vuelve a su isla natal para intentar encauzar su vida y volver a la normalidad. Lo único que quiere es seguir con las clases del instituto y olvidar de una vez todo lo acontecido tanto en Madrid como en su fugaz estancia en la ciudad condal. Pero es imposible. La experiencia que le ha dejado Øbliviøn ha sido de lo más intensa. Y mucho más imposible parece ser olvidar a Ivonne, que ha dejado en él una huella imborrable. Además, tras conocer a la enigmática Petra, su vida volverá a dar un vuelco. Parece ser imposible deshacerse de ese virus extraterrestre al que llaman amor.
En Tormenta de estrellas asistimos al intento de Sasha por normalizar su vida, aunque sin éxito. Aunque no abunda la acción, la historia se hace bastante entretenida. Además, os recuerdo que Miralles se caracteriza por sus capítulos cortos, prácticamente secuencias de cuatro o cinco páginas. Todo ello influye en la lectura, que se hace de lo más ágil y ligera. Una lectura de sábado por la tarde, vaya. 
No obstante, sigo sin quedar convencido con la historia que se plantea, aunque se despejen ciertas incógnitas que me tenían perplejo. De hecho, son las respuestas a algunas de esas preguntas las que no he llegado a creerme del todo. Con todo y con eso, he notado una cierta mejoría con respecto a la primera parte. 
Tormenta de estrellas no termina de encauzar esa historia tan extraña que trata de contar Miralles. Sin embargo, se lee muy rápido y consigue entretener, que es el principal propósito de la literatura. Además, las últimas páginas me han gustado especialmente, y presentan lo que puede ser un buen desenlace para una trilogía algo irregular. Esta segunda parte se lleva otro punto por su apéndice final, el Birdyctionary, que es como una guía muy personal sobre la cultura hipster con la que me he reído mucho. Sin duda, he echado mucho de menos a Birdy en esta segunda parte. Espero que aparezca en el desenlace, que se titulará Øbliviøn III. La vida secreta de la luna. ¿No creéis que Francesc Miralles tiene una habilidad especial a la hora de titular sus libros? 


domingo, 25 de noviembre de 2012

In My Mailbox 20


  • Preciada, de Caragh M. O'Brien. Segundo título de la trilogía Marca de Nacimiento, cuya primera parte fue uno de los bombazos del año pasado. Un libro que me encantó de principio a fin, por lo que espero grandes cosas de su secuela. En inglés ya se ha publicado Promised, el desenlace de la serie, que está cosechando críticas muy buenas.
  • El corazón de Hannah, de Rocío Carmona. Otro gran descubrimiento del año pasado. La gramática del amor nos mostró el potencial de la autora, que vuelve con una novela que lleva tras ella un gran trabajo de documentación. Por lo pronto, el tema de los amish me interesa mucho. Espero que me guste tanto como su otro libro. 
  • Sirenas, de Amanda Hocking. Primera parte de una nueva serie compuesta por cinco libros, de los que solo hay publicados dos en este momento. No sé qué esperar de la autora, pero a sus libros no les acompañan grandes críticas. No he leído nada de sirenas, y eso es precisamente lo que me llamó la atención de esta nueva saga, así que ya os contaré.

sábado, 24 de noviembre de 2012

Goodbye Berlín, de Wolfgang Herrndorf [Minireseña]


Dos amigos. Un viejo coche robado. Y un verano que cambiará sus vidas para siempre.
Goodbye Berlín se ha convertido en un libro muy popular en Alemania, e incluso ha sido galardonado con el Premio Nacional de Literatura Juvenil Alemana. Sin duda, este libro merece todo el éxito obtenido. Goodbye Berlín es de esos libros que te hacen ver la vida con otros ojos. Maik y Tschick hacen de un simple verano más toda una aventura. Estos dos chicos nos enseñan más de una lección en su particular viaje hasta Valaquia, un lugar que ni siquiera existe. O sí.
El mundo es malo. El ser humano es malo. No te fíes de nadie, no vayas con extraños y todo ese rollo. Mis padres me lo habían dicho, mis profes, la tele. En las noticias y a todas horas: el ser humano no es bueno. Y puede que esto sea cierto en el noventa y nueve por ciento de los casos. Pero lo alucinante es que, durante nuestro viaje, Tschick y yo solo nos encontramos con el uno por ciento restante. 
Había leído un par de novelas de este género —el de la road story— antes, pero esta se lleva la medalla de oro. Es un viaje de lo más enriquecedor, que une a estos dos chicos prácticamente desconocidos, y los convierte en algo más que amigos. Algunas de las personas que conocen son de lo más entrañables, como la familia que les invita a comer, y se reparten el tamaño de los postres contestando preguntas —¿Qué recibe Merope Gaunt por el medallón de Slytherin cuando... ?—. 
Los personajes principales, Maik y Tschick, me han gustado por las historias que arrastran a sus espaldas. Son un par de marginados que solo buscan integrarse un poco, dejar de ser ignorados por todo el mundo. El viaje les hará darse cuenta de que no tienen que fingir ser quienes no son para conseguir un poco de atención
En definitiva, Goodbye Berlín me ha llegado muy hondo. Lo empecé con ganas, pero las primeras páginas me costaron un poco, ya que la narración de Herrndorf es un poco peculiar, pero pasados unos capítulos estaba inmerso en el viaje de estos chicos. A través de su travesía, conoceremos personas llenas de valores, ese uno por ciento restante que se aleja de la mayoría. 
—En realidad yo quería proponeros algo diferente —dije—. ¿Qué os parecería reencontrarnos dentro de cincuenta años? Justo aquí, dentro de cincuenta años. El 17 de julio de 2060. Aunque llevemos treinta años sin saber nada unos de otros. Que todos volveremos aquí, estemos donde estemos, tanto si somos directivos de Siemens como si vivimos en Australia. Nos juramos esto y después nunca volvemos a hablar del asunto. ¿Os parece una gilipollez?

viernes, 23 de noviembre de 2012

I'll Be There. Siempre contigo, de Holly Goldberg Sloan

“Donde haya amor, ahí estaré.”
La célebre canción de los Jackson 5 da nombre a este cóctel de sentimientos. I'll Be There se presenta como una historia llena de música, amor y, especialmente, de humanidad. Con todo y con ello, las críticas han sido de lo más dispares, por lo que no sabía qué podía esperar de esta novela que, en principio, tan buena pinta tenía. Y si bien ha sido muy diferente de lo que esperaba, debo decir que me ha encantado.
Supe por primera vez de esta novela cuando el majísimo Javier Ruescas habló de ella en su blog. Después de eso, la autora terminó de convencerme para que leyera su novela en este vídeo, donde me rendí definitivamente ante ella. Y entonces cayó en mis manos, y en un par de capítulos, Goldberg Sloan borró de un plumazo todas las ideas preconcebidas que podía haberme creado sobre su novela. Y es que, de entrada, en I'll Be There hay muy poca música. Por otro lado, la historia de amor no es nada del otro mundo. ¿Qué nos queda, entonces? El último ingrediente que he mencionado. Esa humanidad que se respira en cada página. Así es, por encima de todo, I'll Be There es una novela de personajes. Son personajes que luchan contra adversidades inimaginables, que nadan a contracorriente y que, a pesar de todos los obstáculos que se encuentran en el camino, consiguen sobrevivir.
Sobre este apartado, el de los personajes, podría escribir parrafadas. Qué puedo decir, si me han enamorado casi todos. Absolutamente todos me han hecho sentir algo. Sam me ha emocionado, Riddle me ha enseñado a apreciar la grandeza que hay incluso en las cosas más pequeñas, y Clarence, en fin, él me ha despertado un odio infinito. Son personajes grandes por sí mismos, pero que terminan de hacerse inmensos cuando se juntan. Con esto me refiero a que hay ciertos personajes que comparten vínculos entrañables; tenemos la preciosa relación fraternal entre Sam y Riddle, que es la que más ha conseguido emocionarme. Por su lado, la pareja que forman Sam y Emily también me ha gustado mucho, pero como os he dicho, no es nada del otro mundo. Lo realmente importante de I'll Be There no es la historia de amor, por mucho que sea lo que ponga en relieve la contraportada.
Apenas hay diálogos, lo que podría jugar en su contra, ya que puede restarle agilidad a la novela. Sin embargo, la pluma de Goldberg Sloan salva con creces cualquier problema que pueda ocasionar esta práctica ausencia de partes dialogadas. La autora hace uso de los diálogos cuando tiene que decir cosas importantes. 
Lo que no me ha terminado de convencer es lo poco que se ha explotado la música, ya que no termina de ser ese elemento clave del que se habla en un principio. He oído rumores sobre que la autora está pensando en escribir una segunda parte, por lo que veo más que probable que se haya guardado esto como un as para esa hipotética secuela.
A pesar de esos peros, no puedo dejar de recomendaros la novela. Aunque, eso sí, os aviso sobre qué vais a encontrar y qué no. Lo que os enamorará son los personajes, todos ellos entrañables. Os animo a  haceros cómplices de Sam en su empedrado camino hacia la felicidad. I'll Be There es una fantástica novela que habla de superación, de sobreponerse a las adversidades que nos presenta la vida, y de acabar ganando la partida.


lunes, 19 de noviembre de 2012

In My Mailbox 19


  • El increíble caso de Barnaby Brocket, del célebre autor John Boyne. Hace muy poco leí que dicho autor llegó a aborrecer la novela que le ganó el éxito, El niño con el pijama de rayas. No he leído muchas reseñas de Barnaby Brocket, pero lo trae Nube de Tinta, y eso es garantía de calidad. 
  • Oscuros. La primera maldición, de Lauren Kate. Última entrega sobre la saga de ángeles caídos. Llegados a este punto, poco puedo contaros que no sepáis. Son libros más bien mediocres, pero entretenidos. Y ya que he leído los otros títulos, no puedo quedarme sin conocer el desenlace.
  • Falsos recuerdos, de Dan Krokos. Primera parte de una nueva saga, aunque yo, iluso de mí, pensaba que era autoconclusivo. Tiene buena pinta, y le tengo muchas ganas, así que os contaré muy prontito.
  • Øbliviøn II. Tormenta de estrellas. Nueva entrega de la trilogía de Francesc Miralles. Aunque no terminó de gustarme la primera parte, me arriesgué a continuar con la serie. Ya he leído Tormenta de estrellas, y sigue la estela iniciada en Un cielo tras otro. No me termina de convencer, pero es entretenido. La reseña ya está lista y la publicaré en algún momento de esta semana. 
  • The Blessed. Las Bendecidas, de Tonya Hurley. Un libro de lo más extraño que, a pesar de todos sus contras, no llegó a ser tan horrible como esperaba. De hecho, me entretuvo durante toda la lectura. Ya os conté qué me pareció aquí
  • Desconexión, de Neal Shusterman. Autor de la trilogía Everlost, que también edita Anaya. Esta saga pinta mucho mejor que su otra serie, por lo que espero mucho de ella. Por lo pronto, va a ser mi próximo lectura. Pronto os cuento. 
Y esto es todo. ¿Os apetece leer alguno en especial? A mí se me hacen muy interesantes mis nuevas lecturas, sin duda. 

jueves, 15 de noviembre de 2012

The Blessed, de Tonya Hurley

No es que os estén siguiendo. Os están dando caza.
No las tenía todas conmigo cuando comencé a leer The  Blessed. De hecho, me esperaba lo peor. No había leído nada anteriormente de Tonya Hurley, pero su serie sobre la chica fantasma había cosechado buenas críticas. Por el contrario, al primer título de esta peculiar trilogía no le han acompañado las buenas reseñas. Se le achaca principalmente su alto contenido religioso. Sin embargo, no se puede decir que The Blessed lleve a engaño, ya que no hay más que echarle un vistazo a su portada para entrever por dónde van a ir los tiros. Así es, la religión juega un papel fundamental en este libro. Personalmente, aunque no comparto estas creencias, no me he sentido en ningún momento de la lectura ofendido o incómodo. Pero tampoco me ha terminado de cautivar la extraña historia que nos presenta Hurley.
Por casualidades del destino, tres chicas de edades similares acaban en Urgencias la noche de Halloween. Por un lado tenemos a Agnes, una chica corriente que, por culpa de un chico, trata de suicidarse. Luego está Lucy, una celebrity local que acaba en el hospital tras ingerir una gran cantidad de alcohol. Por último tenemos a Cecilia, una joven promesa de la música que se gana la vida tocando en garitos de mala muerte. Tres historias de corazones rotos y de sueños hechos añicos, tres chicas con un mismo fuego metido en sus cabezas, una misma inquietud que las persigue desde niñas: la idea de que hay algo muy grande reservado para ellas. ¡Y vaya que si lo hay! Tras encontrar de forma casual unas extrañas pulseras —milagros, que se llaman—, las chicas se dan de bruces con una realidad que supera los límites de la razón. Entretanto, conocen al joven Sebastian, que parece ser el único que sabe algo de todo el misterio que las rodea. Y, que además, comparte con ellas su naturaleza divina.
Como ya os he comentado, comencé la lectura de The Blessed con una gran incertidumbre, pensando que sería uno más de mis fracasos como lector. No soy de los que dejan un libro a medias bajo ninguna circunstancia, excepto, claro está, que su lectura esté siendo un auténtico suplicio; en ese caso, lo abandono, y se convierte en otro punto más de mi lista de fracasos literarios. The Blessed no formará parte de esa lista, y me enorgullezco de ello.
Estoy más que curado de espanto con el puritanismo americano. He leído muchas novelas juveniles sobre las que planea en las mentalidades de muchos personajes una ideología común e imperante, la religión cristiana. The Dark Divine es un buen ejemplo de ello. En The Blessed todo se hace mucho más evidente, tanto que es esa creencia la base de la trama, sobre la que gira la peculiar historia de las tres jóvenes. A pesar de ello, también se da cabida al eterno conflicto ciencia—fe, aunque queda muy desaprovechado e inexplorado. Habría ganado puntos si no hubiera sido tan recto en este tema, si se hubiera explotado más y mejor este dilema.
Una vez superado el polémico tema de la religión, nos encontramos con una historia que se hace bastante entretenida. Los personajes no se presentan como devotos acérrimos, sino todo lo contrario. De hecho, tenemos a Lucy, que es una verdadera zorra que evoluciona favorablemente a lo largo de la novela. Cecilia, por su parte, tampoco es un buen modelo de chica beata.
¿Dónde está el principal contra de la novela, pues? A mi parecer, en la trama en sí, que ni siquiera después de acabar la lectura llega a quedar clara. Por el contrario, sí que se evidencia el mensaje que la autora lanza, y es de lo más respetable. Todos somos mayorcitos para decidir qué creer o no.
En definitiva, The Blessed es una novela juvenil no exenta de originalidad. Carga a sus espaldas con el tema que trata, y que echará para atrás a muchos lectores, pero cuenta una historia entretenida y muy bien escrita. Tiene unos diálogos ágiles y con gracia, y se lee asombrosamente rápido. Lo nuevo de Tonya Hurley parece alejarse por completo de su anterior serie, Ghostgirl. Personalmente, no sabría a quién recomendar The Blessed, ya que ni siquiera los seguidores de la autora tienen la seguridad de quedar satisfechos con ella. Por suerte, podéis disfrutar este mismo mes de una nueva entrega de la chica fantasma: Ghostgirl, Cuento de Navidad. Así que, de una manera u otra, tenéis Hurley para rato.

martes, 13 de noviembre de 2012

Traspasando el papel (11): lo nuevo de Stephenie Meyer

Hoy les traigo el tráiler de The Host, la novela que escribió Stephenie Meyer tras los famosos vampiros... Leí la novela en su momento y aunque la trama me pareció interesante, no acabó de gustarme demasiado. Sin embargo, tras ver esto, creo que me veré la película:




¿Qué les parece?

sábado, 10 de noviembre de 2012

Oscuro, de Teo Rodríguez

Durante siglos ha permanecido dormido... Ahora acaba de despertar.
Oscuro es una de esas novelas que crean demasiadas expectativas con su sinopsis, que resulta de lo más atrayente e intrigante. En ella, se nos habla de un pueblo que, según las leyendas, se asienta sobre un volcán en el que habita algo malvado e incierto que parece haber salido de su letargo para causar el más absoluto caos. Sin duda, incita a la lectura. Y, aunque debo decir que no ha resultado ser del todo lo que esperaba, me ha gustado. 
Isaiah ha arrastrado más de una carga durante toda su vida. Su infancia fue de todo menos feliz: la ausencia de su madre y los malos tratos de su padre se saldaron con una víctima, la de Ethan, su hermano pequeño, que debido a un trauma infantil quedó inducido en un estado catatónico. Años después, el pequeño Ethan despierta repitiendo una sola frase: «Ya viene». Mientras tanto, una serie de temblores sísmicos azotan Crystal Hood. Y, por si fuera poco, una inquietante voz lleva a los ciudadanos a cometer actos atroces. Al parecer, las antiguas leyendas que hablan de un ente maléfico sepultado bajo el volcán parecen estar fundamentadas en algo sólido después de todo. 
Oscuro es una novela de terror psicológico. Sí, durante toda la lectura gravita la presencia de ese ente incierto, pero lo que realmente se explora es la resistencia mental de los personajes, sus miedos más profundos. Los personajes de Teo Rodríguez se encuentran bajo una presión que los hace parecer prácticamente inhumanos. Son animales, salvajes e inconscientes.
La ambientación está realmente conseguida. A través de la pluma del autor, nos situamos en uno de esos pueblos americanos donde cualquier cosa puede ocurrir. Abundan las descripciones, por lo que a veces la narración se hace algo densa, pero lo cierto es que consiguen hacerte partícipe de la situación; llegas a ser un habitante más de Crystal Hood.

Los personajes son el punto fuerte de Oscuro. Debo confesar que la presentación de los mismos es una de las grandes pegas que debo achacarle a la novela. Lo que ocurre es que al principio de ella se nos presentan prácticamente todos, en capítulos con demasiada información que pueden desubicar al lector. El hecho de meter a tantos personajes en una sola escena puede crear una gran confusión. Sin embargo, Teo Rodríguez hace las delimitaciones precisas en el resto de capítulos, caracterizando mejor a cada personaje y disipando la confusión que se pueda haber creado.

En definitiva, Oscuro es una buena novela de terror psicológico que juega constantemente con el lector. Se adentra en los miedos de unos personajes que evolucionan y se transforman, que pasar de ser humanos a bestias. Quizá no sea lo más terrorífico que he llegado a leer, pero me lo hizo pasar mal en más de una ocasión. Una buena opción de un autor que bebe de grandes como el propio Stephen King.


Aquí podéis ver el inquietante booktráiler de la novela.

miércoles, 7 de noviembre de 2012

Una sonrisa roja como la sangre, de Adam Gidwitz

La verdadera y horrible historia de Hansel y Gretel.
No os sorprendería si os dijera que la reinvención de cuentos clásicos es una tendencia que está cosechando un gran éxito actualmente, especialmente en el cine y la televisión. Multitud de ejemplos lo constatan: en menos de dos años hemos asistido a la reinvención cinematográfica de cuentos como el de Blancanieves —en este caso ha habido más de una película sobre ella— o Caperucita roja. También es notable el éxito que cosecha la serie Once Upon a Time, que se ha convertido en todo un fenómeno televisivo. Por si fuera poco, el cuento que hoy nos ocupa, el de Hansel y Gretel, también está a un plis de saltar a las grandes pantallas en una particular versión del cuento. No obstante, hoy os hablaré de la oscura y sangrienta versión de Adam Gidwitz, que ha transformado la historia completamente. Y la jugada le ha salido bastante bien.
El cuento de Hansel y Gretel nunca ha sido uno de mis preferidos, pero tenía mucha curiosidad por el libro de Gidwitz. La nota original la pone al conservar lo más crudo de todas esas leyendas en que se basaron los hermanos Grimm para escribir sus cuentos. Hay sangre, mucha sangre. Gidwitz no escatima a la hora de describir escenas de lo más truculentas. Sin embargo, no es tan gore como puede parecer en un principio. Además, Gidwitz avisa constantemente cuando se acerca una escena dura. Y eso es algo que me ha gustado mucho, las intervenciones que hace el autor durante la historia. Gidwitz interrumpe los acontecimientos a menudo para dar su opinión sobre lo que va a suceder, para ponernos sobre aviso respecto a una escena fuerte o, simplemente, para poner una nota cómica e irónica. Así es, a pesar de lo oscuro que pueda parecer, me he reído mucho con Una sonrisa roja como la sangre. Gidwitz tiene un humor negro simplemente tronchante. 
¿Y qué decir del cuento en sí? En primer lugar, debo decir que es una versión muy libre que se aleja mucho de la idea que podáis tener de Hansel y Gretel. Es algo que advierte el autor antes de comenzar con la historia: los cuentos de Grimm (los que no se modificaron para los niños pequeños) no son en absoluto dulces. Son violentos y sangrientos. Y lo que vais a oír ahora, el único cuento verdadero de los cuentos de Grimm es todo lo violento y sangriento que podáis imaginar. Con este libro asistimos a las supuestas verdaderas andanzas de los célebres hermanos. Hansel y Gretel deben hacer frente a más de una amenaza: desde la famosa bruja que los engorda para cocinarlos, hasta el mismísimo diablo. 
Lo cierto es que ha sido una lectura muy intensa. No sé cuánto ha puesto el autor de su cosecha, pero sí que ha hecho un gran trabajo rastreando los orígenes de esas famosas leyendas, ofreciéndonoslas sin adimentos ni alteraciones. Adam Gidwitz ha escrito una original versión de la leyenda de Hansel y Gretel que sale muy bien parada. A mí particularmente me ha gustado mucho. Ahora quiero leer la companion novel de Una sonrisa..., que parece tratar el cuento de Jack y las judías mágicas, o eso he deducido yo a partir de su portada.
Recomendable.

domingo, 4 de noviembre de 2012

In My Mailbox 18

Click en la imagen para ampliar
  • Dioses y guerreros, de Michelle Paver. Se trata de la primera parte de una trilogía ambientada en la Edad de Bronce. No he leído ninguna reseña aún, pero por lo que sé, viene avalado de un gran éxito en todos los países donde se ha publicado. 
  • El capitán Garfio, de P. Baccalario. La historia jamás contada del pirata más famoso de los siete mares. Garfio es un personaje fascinante, así que espero que este libro no me estropee la imagen que tengo de él. 
  • Una sonrisa roja como la sangre, de Adam Gidwitz. Ya lo he leído y me ha gustado muchísimo. No se trata de una reinvención de cuentos al uso, ya que el autor la presenta hasta la saciedad como la verdadera historia de Hansel y Gretel. Realmente no me ha quedado claro si está o no basado en la versión original de los Grimm —esa que no ha pasado por ningún filtro para que pueda ser apta para todos los públicos—, o si todo ha salido de la cabeza del autor. En cualquier caso, me ha gustado. Y mucho. 
  • I'll ne there. Siempre contigo, de Holly Goldberg Sloan. Una de las grandes apuestas de SM para este trimestre. No sé qué pensar de él, ya que las críticas que está teniendo son de lo más dispares. En principio, me llama mucho la atención, y espero de verdad que me guste. Ya os contaré.
  • Goodbye Berlin, de Wolfgang Herrndorf. Una road novel, como las llaman. Parece ser el relato de las aventuras de dos jóvenes durante un verano que tenía pinta de ser muy aburrido. Todo lo que he oído de este libro es muy, pero que muy bueno. Es muy cortito, así que pronto me pondré con él.
  • El adiós de la novia, de Meg Rosoff. De esta autora solo conozco Cómo Justin Case engañó al destino, que cosechó muy buenas críticas cuando fue publicado. Este libro parece ser totalmente diferente, pero me apetece leer algo así. Como el anterior, también es muy corto, así que no tardaré en leerlo.
  • La sombra de la serpiente, de Rick Riordan. Desenlace de Las Crónicas de Kane. Creo que será el siguiente en caer, porque no puedo esperar más en empezarlo. Espero que esté a la altura, y suponga el broche de oro para una trilogía muy recomendable. 
Y esto es todo, que no es poco. Teniendo en cuenta que solo he leído uno de todos esos, tengo de sobra para todo el mes de noviembre. Os iré trayendo cada reseña en su debido momento.

¿Habéis leído alguno de ellos?
¿Cuál os llama más la atención?

miércoles, 31 de octubre de 2012

El Círculo, de Mats Strandberg & Sara Elfgren

Que empiece la caza de brujas.
Avalado por multitud de premios y un éxito arrollador en su país de origen, llega El Círculo, la primera parte de una nueva trilogía que ha desbancado a la saga Millenium de las listas de libros más vendidos en Suecia. El tándem formado por Mats Strandberg y Sara B. Elfgren nos ofrece una intensa novela juvenil que reúne todos los elementos necesarios para convertirse en un verdadero éxito. 
Suelo mostrarme más bien reticente hacia estos fenómenos literarios; la mayoría de veces, o bien soy el último en leer el best-seller del que todo el mundo habla, o bien ni siquiera me atrevo con su lectura. El problema que presentan este tipo de novelas —un problema que incluso puede llegar a perjudicarlas— es que hacen que el lector espere demasiado de ellas. Y acaban decepcionando en más de una ocasión. Sin embargo, El Círculo ha cumplido de sobra con mis expectativas, que no eran en absoluto bajas. Han sido 512 páginas inquietantes que hablan de amor, magia, estudios, relaciones entre padres e hijos, muerte y amistad, tal y como se expresa la propia editora en una nota que encabeza la lectura. 
En efecto, lo que hace especial y diferencia a este libro de tantos otros del mismo género es esa mezcla entre novela realista y fantástica. Durante los primeros capítulos conocemos a las protagonistas, aunque no hay ni rastro de elementos mágicos por ninguna parte. Al contrario, los autores nos presentan a seis chicas adolescentes que cargan a sus espaldas con problemas típicos de la edad. El punto de inflexión llega la noche de la luna de sangre, cuando las seis chicas descubren que forman parte de El Círculo, una especie de hermandad de brujas destinadas a salvar el mundo uniendo sus fuerzas. Cada una de ellas está vinculada con uno de los seis elementos —sí, son seis los elementos—: tierra, aire, fuego, agua, madera o metal. En función del elemento al que están vinculadas, cada una de ellas posee una serie de habilidades o capacidades mágicas. Y es a partir de ese momento cuando la novela arranca de verdad.
Sí, debo confesar que los primeros capítulos no me terminaban de convencer. Una vez terminada la novela, me he dado cuenta de lo necesaria que era esa introducción. Es en esa primera parte donde se presenta a las protagonistas, que constituyen uno de los principales fuertes de la novela. El Círculo destaca por sus personajes, sin duda. Las vemos en su vida cotidiana, lidiando con problemas que van desde el bullying hasta las drogas o el sexo. Y, poco después, vemos cómo deben hacer frente a su nueva condición, a la nueva realidad que se les presenta. Y lo cierto es que los autores consiguen un equilibro perfecto entre la vida cotidiana y la vida secreta de las chicas. Lo único que fallado en este sentido es la escasa profundidad de un personaje, el de Ida. No obstante, creo que esto se ha hecho de forma deliberada, ya que es la única de la que apenas sabemos nada. A mi parecer, es un as que los autores se guardan en la manga.
Fuego, segunda
parte
La extensión de la novela podría jugar en su contra, ya que no es usual que la primera parte de una trilogía sea tan extensa, pero las poco más de 500 páginas de El Círculo se pasan volando. Además, los capítulos son muy cortitos, y los autores saben cómo mantener la atención del lector en todo momento. No se cortan ni un pelo a la hora de hacernos sufrir, os lo aseguro; en más de una ocasión tendréis el corazón en un puño. 
En definitiva, la primera parte de la trilogía Engelfors cumple con su cometido, el de mantener el vilo al lector durante toda la lectura. Constituye una muy buena primera parte para una serie que promete, y mucho. La segunda parte, Fuego, se publicará esta primavera, y tal y como se quedan las cosas en El Círculo, os aseguro que os quedaréis sin uñas hasta que se publique la segunda novela. 
Muy recomendable
Related Posts with Thumbnails
 

  ©Hechizos de libros plantilla y gráficos hechos por Kanon, 2010

Back to TOP